-

Políticas de Privacidad

viernes, 17 de octubre de 2014

Cómo hacer una caja para guardar infusiones



En esta época de crisis no podemos desperdiciar nada. Hay que ahorrar todo lo posible. Sedebe reciclar y buscar soluciones creativas para tu hogar. Es hora de los inventos sencillos, de ponerse manos a la obra y sacar partido a cualquier objeto de tu casa. Sólo hace falta tener paciencia y perseverancia.
De este modo, tenemos una típica caja de galletas metálica que ya no usamos pues hemos terminado todas las galletas que traía. ¿ Tirarla? No, nunca. Esta caja puede aprovecharse con otro fin. Así, se puede transformar en una singular caja con compartimientos para guardarinfusiones o bolsitas de té. Un idea tan sencilla como útil.
Los materiales que necesitaremos para hacer esta caja de infusiones son los siguientes: una caja metálica redonda y de tamaño mediano; pintura Americana; barniz en aerosol; cola blanca; papel pintado; tijeras; pincel; lápiz; relga y cartón de grosor medio.
Pasos a realizar:
1º. Cogemos la caja metálica y le aplicamos varias manos de pintura con un pincel. Esperamos que se haya secado para tomar medidas del diámetro de la caja y del fondo. A renglón seguido, hacemos tres rectángulos de cartón, los recortamos y los forramos con papel pintado.
2º. Hacemos unas hendiduras, de manera que las tiras de cartón forradas encajen unas en otras. Acto seguido, introducimos en el interior de la caja la estructura de las tiras de cartón una vez que estén montadas.
3º. Finalmente, dibujamos en el mismo papel pintado de las tiras de cartón la silueta de unas teteras, las recortamos y sin más le aplicamos cola por detrás. Por último, se pegan las teteras sobre la tapa y rociamos toda la caja con barniz en aerosol para protegerla.
De esta manera, habremos obtenido una preciosa caja de infusiones hecha por nosotros mismo y en unos pocos minutos. Todo un reto conseguido.
Foto vía Elle.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...